«

»

Abr 28

Afirman que el 50% de la transitabilidad de la provincia está afectada

Aguapey.Corrientes,28.04.2016.Tras una reunión técnica con funcionarios nacionales, el Ministro de Obras Públicas de la provincia, Aníbal Godoy, detalló que los trabajos que son señalados como prioridad para el fondo de emergencia que comprometió Mauricio Macri a los gobernadores. Sólo los puentes sobre el arroyo Barrancas demandarán 850 millones de pesos.
Todo el Litoral padece las consecuencias de las inundaciones e intensas lluvias asociadas con el fenómeno climático de “El Niño”, que tuvo dos momentos de mayor intensidad: durante el verano, entre diciembre y febrero, y desde Semana Santa en adelante.
 
Tras el encuentro de los gobernadores de las provincias afectadas con el presidente Mauricio Macri, la semana pasada, fueron luego convocados los ministros y funcionarios de áreas técnicas para detallar las prioridades a ser contempladas en el marco de la Emergencia.
 
El martes fueron las reuniones relacionadas con obras hídricas y viales, en tanto ayer se realizaron los encuentros referidos a las pérdidas productivas.
 
La convocatoria de trabajo tuvo lugar en la sede de la DNV en Buenos Aires y, de la misma, participaron representantes, además de Corrientes, de Entre Ríos, Chaco y Santa Fe, de acuerdo a los resuelto la pasada semana, en el encuentro del presidente Macri, cuando anunció la creación de un fondo para tratar “emergencia y obras de infraestructura y la implementación de un programa de viviendas para las provincias más afectadas por las inundaciones”.
 
Así, el martes pasado junto al administrador general de la Dirección Nacional de Vialidad, Javier Iguacel, y los representantes de las provincias afectadas, se evaluó la situación de la infraestructura vial y las diferentes acciones a encarar para la recuperación “cuanto antes” de la conectividad terrestre damnificada por las inundaciones.
 
“Al menos el 50 por ciento de la transitabilidad de la provincia está comprometida, si no es más”, estimó el ministro de Obras Públicas, Aníbal Godoy.
 
A su regreso de las reuniones mantenidas en Buenos Aires, el funcionario detalló cuáles son los trabajos que resultan prioritarios para la recuperación de caminos y rutas, que en muchos casos por su mal estado han dejado a parajes y poblados totalmente aislados.
 
Puentes sobre el arroyo Barrancas
 
“Pensé que el encuentro iba a ser a solas, pero también estuvieron ministros de Misiones, Entre Ríos, Formosa, Córdoba y Santa Fe. Cada cual tuvo que exponer la situación de su provincia, con el diagnóstico y las necesidades en materia de obra viales”, explicó Godoy.
 
Y aunque el referente del Gobierno provincial presentó un informe con la totalidad de las obras que están pendientes, y son necesarias para Corrientes, la consigna de la Nación fue clara: dentro del fondo por la Emergencia se incluirán los trabajos que se necesiten únicamente en las zonas afectadas por las inundaciones.
 
“Nuestra situación es muy similar a la de Formosa. Tenemos más de 50% de la red afectada, sobre todo los caminos de tierra, si no es más”, determinó Godoy. En ese sentido, admitió que las obras proyectadas sobre las rutas principales por el momento quedarán aplazadas, aunque destacó “un gran logro” en las gestiones, al haber obtenido el compromiso de la construcción de tres puentes sobre el arroyo Barrancas, además de un tramo en el que hará una nueva traza para la Ruta 126.
 
“La realidad resultó contundente al exponer las fotografías de los puentes que están muy comprometidos. Se harán dos tramos: uno que empalma la Ruta 12 con la 53 y luego quedará lo que resta hasta Sauce”, explicó.
 
Vale recordar que ese trabajo sobre la Ruta 126 era un proyecto que, durante la gestión del Gobierno nacional anterior, ya tenía aprobado su presupuesto. Pero los fondos fueron derivados a otras obras en la vecina provincia de Entre Ríos, y la ruta correntina quedó postergada.
 
La necesidad de esta obra vial se dimensionó con mayor contundencia cuando el año pasado uno de los puentes sobre el arroyo Barrancas se desmoronó, y debió construirse un puente Bailey. Sin embargo, la creciente de los arroyos por las intensas lluvias en el Sur provincial volvió a poner en jaque las estructuras; y la zona volvió a quedar incomunicada.
 
La incorporación de esta obra como prioridad en el marco de la emergencia fue señalada por Godoy como “un gran logro”, ya que de aprobarse representará el desembolso de unos 850 millones de pesos.
 
Desembolso urgente
 
Según explicó el Ministro de Obras, el giro de los fondos dependerá de la aprobación de los trabajos solicitados en el marco de la emergencia. Y aunque la Nación aún no detalló cuál será la fuente de financiación para este fondo de Emergencia, Godoy opinó que “el desembolso debería ser inmediato”, en tanto estimó que debería concretarse en un plazo “de entre 30 a 60 días como máximo”.
 
Además de las obras sobre el arroyo Barrancas, la provincia espera al menos otros 550 millones de pesos, que sirvan para recuperar los caminos de tierra en las secciones rurales del Sur provincial, que necesitan nuevas alcantarillas, ser elevadas de nivel y vueltas a completar con tierra.
 
Para toda la provincia hacen falta alrededor de 1.200.000 metros cúbicos de tierra por reponer, y unos 284 mil metros cúbicos de ripio.“Lo más costoso es el trabajo de la maquinaria”, explicó Godoy al respecto.
 
Una tercera obra incluida como “prioridad” se vincula con la Ruta 94, que une Santo Tomé con Misiones. Si bien este proyecto ya está aprobado y licitado, existen unos 70 mil metros cúbicos de tierra que se socavaron con la última creciente del río Uruguay en verano. Por lo tanto deberán recuperarse e incluirse también nuevas alcantarillas y tubos.
 
 
 
Otras obras
 
Por fuera de la emergencia, provincia también espera el visto bueno para la Ruta 71 de acceso a Colonia Liebig, el segundo tramo de la Ruta 126, que conectará Sauce, pasará por Curuzú Cuatiá y llegará a unir Bompland con la autovía en Ruta Nacional 14.
 
“Hay otras obras que no forman parte de los consorcios, sino que son obras de conservación de Vialidad Nacional”, aclaró Godoy, en tanto que enumeró bajo esa órbita a los trabajos en Ruta Nacional 119 y la 123. “Los trabajos comenzaron. Tienen un contrato por unos cinco años para bacheo, repavimentación y mantenimiento”, recordó el Ministro.
 
Por otra parte, desestimó que se detengan las obras en la Ruta 40 (que lleva a Carlos Pellegrini). Se trata de una concesión otorgada a una de las empresas que se vinculan con el cuestionado funcionario kirchnerista Lázaro Báez. “No podemos nosotros cancelar esa empresa porque hay un contrato firmado. Además tenemos el 32% del presupuesto desembolsado”, sostuvo.
 
También evalúan obras hídricas de emergencia
 
Sean rutas pavimentadas, de ripio o de tierra, no sólo los caminos están afectados por la cantidad de lluvia recibida o la creciente de los ríos a causa del fenómeno de “El Niño”. También existe un listado  bastante largo y oneroso  de obras hídricas que se vinculan con la recuperación o protección de poblaciones que se ven en riesgo con las inundaciones.
 
También por este tema, Godoy representó a la provincia en el encuentro realizado el martes en Buenos Aires.
 
Y aunque este tipo de trabajos recaen sobre la órbita del Instituto Correntino del Agua (ICAA), el ministro de Obras anticipó algunos de los puntos más urgentes para la provincia.
 
Se trata de los trabajos de defensas hacia el Paraná en Lavalle, otra en Goya y también en Paso de la Patria. Son tres obras que ya cuentan con proyectos y que esperan el visto bueno de la Nación para concretar los desembolsos.
 
Pero además, esperan el análisis del Ejecutivo Nacional el proyecto integral de desagües de Bella Vista, una localidad que no es inundable por el río, pero que volvió a quedar bajo agua la semana pasada con 270 milímetros de lluvia por la necesidad de desagües pluviales.
 
La canalización de los arroyos Barrancas, Huajó (en Paso de la Patria) y el arroyo Guayquiraró en Esquina son también tareas que requieren el desembolso de grandes cifras, y que son cruciales para evitar que nuevas inundaciones afecten a localidades ribereñas correntinas. En especial por que los pronósticos señalan que “El Niño” se retirará recién después del invierno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *