«

»

Ago 14

Correntinas se sumaron al pedido de Libertad para Belén

Aguapey.Corrientespor belen (5),13.08.2016.La organización Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumala), junto a otras organizaciones integrantes de la Multisectorial de la Mujer en Corrientes se concentraron en plaza Juan de Vera de la Capital para sumarse al reclamo nacional de Libertad para Belén. En el lugar expusieron la posición de los espacios sociales respecto del caso, bajo consignas como “Libertad para Belén”, Presa por ser pobre y por ser mujer”, y “Aborto legal, seguro y gratuito”.

La joven tiene 27 años y vive en la provincia de Tucumán. A pesar de que la justicia no cuenta con pruebas que acrediten su culpabilidad, se encuentra privada de la libertad desde hace más de 2 años y medio, cuando se presentó en la guardia del Hospital Avellaneda de San Miguel de Tucumán con dolores abdominales sin saber que estaba embarazada

“Belén no puede estar ni un día más presa”, dijo la Doctora Soledad Deza, abogada defensora de Belén, en el abrazo simbólico a Tribunales que convocaron el Movimiento Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumala) y el Movimiento Universitario Sur para exigir a la Corte Suprema la inmediata liberación de la joven.

Para Mumala, la Corte Suprema de Justicia de Tucumán debe dar un mensaje a la sociedad, un mensaje claro que de tranquilidad a las mujeres y que les asegure que pueden asistir al sistema público de salud sin correr el riesgo de ser maltratadas, de que se vulneren sus derechos y terminar presas. Por otra parte, el Estado provincial debe dar garantías acerca del acceso a todas las mujeres al derecho de acceso a la salud, y por eso también exigen al poder legislativo que adhiera a la Ley Integral de Salud Sexual y Procreación Responsable.

Desde el momento en que Belén ingresó a la guardia del Hospital Avellaneda de San Miguel de Tucumán, fue víctima de un sin fin de violaciones a sus derechos humanos cometidas por las instituciones estatales que tomaron parte en su caso

1. Los profesionales de la salud que atendieron a Belén en el Hospital no respetaron la confidencialidad médico-paciente, emitieron juicio moral sobre su persona, la culparon del homicidio de un feto encontrado en un baño del Hospital y le dieron intervención a la policía

2. La policía intervino para insultarla y darle trato degradante, llegando a revisar sus partes intimas mientras se encontraba internada. Luego dio parte a la justicia

3. La justicia privó de su libertad a Belén durante 2 años sin tener condena firme. Luego la condenó a 8 años de prisión declarándola culpable de homicidio doblemente agravado por el vinculo y por alevosía a pesar de no contar con pruebas certeras que den cuenta de dicha sentencia. Nunca se realizó análisis de ADN que comprobara vinculo filiatorio entre Belén y el feto encontrado en un baño del Hospital. La historia clínica de Belén, que se encuentra en el expediente de la causa, tiene innumerables inconsistencias, irregularidades y contradicciones.

4. El Ejecutivo Provincial a cargo del Gobernador Manzur, ex Ministro Nacional de Salud, no intervino para garantizar el cumplimiento de los derechos humanos de Belén

Para la Coordinadora Nacional Mumala, Raquel Vivanco, se trata de un claro ejemplo de Violencia Institucional, es decir, aquella realizada por los funcionarios/as, profesionales, personal y agentes pertenecientes a cualquier órgano, ente o institución pública, que tenga como fin retardar, obstaculizar o impedir que las mujeres tengan acceso a las políticas públicas y ejerzan los derechos previstos en la ley 26.485

Ante la terrible violación a los derechos humanos de Belén el Comité de Derechos Humanos de la ONU solicitó que se revise su caso y pidió su inmediata liberación. De igual manera volvió a realizar el pedido de que el Estado Argentino “descriminalice el aborto en nuestro país y asegure la aplicación de programas de educación y sensibilización a nivel formal e informal sobre la importancia del uso de anticonceptivos y los derechos a la salud reproductiva”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *