«

»

Abr 13

Cumbre de Cambiemos en un clima agitado

MACRI ENCABEZO UN ALMUERZO EN OLIVOS CON LOS MAXIMOS REFERENTES DEL PRO, LA UCR Y LA CC

Aguapey.Buenos Aires,13.04.2016.Estuvieron Sanz, Carrió, Peña, Frigerio, los cinco gobernadores del oficialismo y los jefes partidarios y legislativos, entre otros. Se tocó el escándalo de Panama Papers, la compleja situación económica y el escenario judicial un día antes de la declaración de CFK.

Por Sebastian Abrevaya

En medio del convulsionado clima económico, político y judicial, Mauricio Macri mantuvo ayer una importante reunión con los máximos referentes de Cambiemos. Se trató de un almuerzo en Olivos, en el que participaron los principales ministros políticos como Marcos Peña y Rogelio Frigerio, la vicepresidenta, Gabriela Michetti, los cinco gobernadores del espacio, los jefes partidarios y de los bloques legislativos, además de Elisa Carrió y Ernesto Sanz, entre otros. El encuentro se manejó con hermestismo tanto antes como después. Una de las pocas que se refirió al cónclave fue Michetti, quien reconoció que se abordó el escándalo de los Panama Papers y aseguró que expresaron su preocupación por la situación social producto de la inflación y la pérdida de empleo. En los próximos días el oficialismo tiene previsto anunciar planes de infraestructura y de vivienda además de otros proyectos enviados al Congreso para paliar la delicada situación en la que colocaron a los sectores de ingresos medios y bajos. La cumbre de Cambiemos también sirvió para limar algunas asperezas luego de varias semanas de tironeos y roces internos.

En rigor, fue la primera reunión de este tipo desde que Macri asumió la presidencia el 10 de diciembre: los hombres y mujeres con mayor relevancia política de Cambiemos estuvieron todos en la residencia oficial. Los gobernadores radicales de Mendoza, Alfredo Cornejo; de Jujuy, Gerardo Morales y de Corrientes, Ricardo Colombi, compartieron la mesa con los macristas Horacio Rodríguez Larreta (Ciudad de Buenos Aires) y María Eugenia Vidal (Provincia de Buenos Aires). Además de Michetti, Peña y Frigerio, por el PRO estuvo también el titular de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, el jefe del bloque en Diputados, Nicolás Massot y el titular del partido, Humberto Schiavoni. Los radicales completaron su representación con el titular de Comité Nacional, José Corral y los de los bloques parlamentarios, Mario Negri y Angel Rozas. Por la Coalición Cívica, además de Carrió, estuvo el diputado Fernando Sánchez.

En principio, la idea es repetir estos encuentros todos los meses para hacer un seguimiento de la evolución de la gestión y mejorar la articulación de los distintos partidos en el Gobierno.

Durante unas dos horas analizaron la coyuntura y hablaron de estrategia política. “Fue una reunión positiva, con temas más que nada de gestión. Se habló del paquete social que se enviará al Congreso y los anuncios del plan de infraestructura y de vivienda”, sintetizó uno de los participantes en diálogo con Página/12. Como es habitual, Carrió hizo los comentarios más duros pero en su entorno calificaron a la cita como “un buen almuerzo de trabajo”. La chaqueña machacó con los temas judiciales, justo en medio del revuelo por la citación a declarar del juez Claudio Bonadio a la presidenta Cristina Fernández.

Vinculado con eso y la filtración internacional de empresas offshore que involucra a Macri, Michetti afirmó que para el oficialismo “es el momento de marcar la diferencia”. “Nosotros como funcionarios no nos tenemos que poner ante esta situación acerca de ‘qué nos conviene, que venga Cristina a Buenos Aires o no’”, dijo la vicepresidenta. “Lo social es absolutamente central en todas las reuniones”, concluyó Michetti en declaraciones televisivas. Desde el oficialismo vienen percibiendo el deterioro de la imagen de Macri tras los tarifazos en los servicios y el transporte.

Desde el radicalismo, informaron que la intención es “caminar, hacer territorio” y también incrementar las apariciones en los medios y “fortalecer al Gobierno con la cohesión de Cambiemos”.

No hubo todavía discusiones concretas sobre el armado electoral de cara a las legislativas de 2017. Esperan que esas conversaciones se produzcan en la segunda mitad del año, con el panorama económico más estabilizado. Por lo pronto, los gobernadores llevaron sus inquietudes respecto del parate en la obra pública mientras que las espadas legislativas se concentraron en los proyectos que impulsarán en el corto plazo. Uno de ellos es la rebaja del IVA a los productos de la canasta básica, algo que consideran importante para aflojar la presión en el precio de los alimentos./Página12.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *