«

»

Nov 11

Dolor en la comunidad católica de Santa Lucia por el fallecimiento del Padre Alberto Altamirano

Aguapey.Santa Lucia,10.11.2016.La noticia del fallecimiento del cura Párroco de Santa Lucía, padre Alberto Altamirano debido a una enfermedad, golpeó fuerte en la Comunidad de esta ciudad en el día de ayer miércoles cuando se conoció la triste nueva. Hoy jueves se le dio el último adiós en el santuario del cual estuvo a cargo estos últimos años, con una misa oficiada por el Obispo Adolfo Canecín, la presencia de Párrocos de toda la Diócesis de Goya, familiares, Consagrados, laicos, autoridades municipales y de distintas instituciones.

La misa comenzó a las 10 horas con el cuerpo presente del fallecido presbitero  Alberto Altamirano. Demostración de cariño hacia al padre dejando con su partida el mejor recuerdo y las obras de bien que realizó en su paso por esta tierra. Familiares presentes, consagrados y laicos pudieron dar el último adiós al padre con sentidas palabras de agradecimiento y amor.


Luego de la misa sus restos fueron trasladado en una procesión hasta el cementerio local, donde descansará por algunos meses. Posteriormente será cremado y llevado a su lugar de origen en Gilbert, Departamento de Gualeguaychú, Provincia de Entre Ríos.


Por otro lado distintas autoridades expresaron su pésame por tan dolorosa partida. El intendente de Santa Lucía, José Sanánez dijo: “lamentable la partida de Alberto, tristemente es una pérdida muy dolorosa porque es la palabra de Dios aquí en la tierra. Nosotros estuvimos permanentemente en contacto y nos pusimos a disposición de la iglesia y los familiares. Recuerdo siempre trabajar en conjunto con el Padre Alberto, lamentablemente se fue unos días antes de la novena, pero lo vamos recordar de la mejor manera”.


En tanto Adolfo Canecín, Obispo de la Diosesis de Goya también bridó unas palabras a la prensa : “La partida nos duele porque eso es humano, pero la fe en la resurrección es la que nos sostiene. Esta vida nuestra es la que se abre a la eternidad y solo Dios sabe cómo y cuándo nos llamará. Darle gracias a Dios porque lo hemos tenido y disfrutado tantos años en la dioses y que desde la eternidad interceda por nosotros”.

El “Padre Alberto”, como era conocido, nació el 11 de enero de 1955 en Gilbert, Departamento de Gualeguaychú, Provincia de Entre Ríos. Fue ordenado Presbítero el 15 de Noviembre de 1986 en la Iglesia Catedral nuestra Señora del Rosario, en la ciudad de Goya.


Sus destinos pastorales fueron como vicario de la Iglesia Nuestra Señora de Mercedes, ubicada en la localidad correntina del mismo nombre, y estuvo a cargo de la entonces la cuasi Parroquia San Ramón, ocupándose de los barrios y campos mercedeños. En 1993 fue nombrado primer párroco de Nuestra Señora de Itatí en la localidad de Mocoretá. Luego se desempeñó al frente de la Parroquia Nuestra Señora del Carmen, en Sauce; en la Parroquia San Antonio, en Carolina; y en la parroquia San José Obrero, en Goya.


Desde el 2009 el padre Altamirano es rector y párroco del Santuario Santa Lucía,reemplazando al recordado sacerdote Luis Niella, que tanto hizo por los chicos desamparados.

El la vida presbiteral de Al957691-jpg_croptamirano  se destacan sus funciones de asesor diocesano de Pastoral Juvenil, desde 1986 hasta el 2000, y después se hizo cargo de Caritas diocesana hasta el 2008. Actualmente se desempeñaba como decano del decanato Paraná, llegando a cumplir casi 30 años de sacerdocio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *