«

»

Feb 20

En Corrientes clausularon el Parrillón II

Aguapey.Corrientes,19.02.2015.21PARLa Secretaría de Ambiente debió realizar clausura preventiva el local gastronómico “El Parrillón II”, ubicado en Ferré y Artigas, donde los inspectores detectaron abundante cantidad de cucarachas en la cocina. También se constató falta de limpieza generalizada en las salas de elaboración de alimentos; graves falencias en el sistema eléctrico, en los sanitarios y en varios puntos de la infraestructura edilicia.

Este jueves 19 de febrero agentes de la Dirección de Control e Inspecciones, dependiente de la Secretaría de Ambiente, realizaron intenso operativo de control bromatológico en varios locales comerciales de la Ciudad.

En ese marco, uno de los procedimiento terminó en la clausura preventiva de una reconocida parrilla ubicada sobre en la esquina de las avenidas Pedro Ferré y Artigas donde los inspectores comprobaron graves irregularidades que atentaban contra la salubridad alimentaria de los clientes. Además el local estaba incumplimiento trascendentales normativas que rigen para la seguridad edilicia.

Se trata del local gastronómico “El Parrillón II”, al que los inspectores llegaron por reiteradas denuncias de clientes que se quejaron por la mala calidad de los alimentos que les vendieron y las falencias de higiene del local.

Al momento de la fiscalización, los agentes de la Dirección de Control e Inspección comprobaron varias de las denuncias que habían recibido por parte de los vecinos, tanto en materia edilicia como bromatológica.

Entre las observaciones detalladas en el acta pertinente, se constató abundante cantidad de plagas, cucarachas y moscas, en el sector de elaboración de alimentos; a pesar de que presentaba certificado de control de plagas realizado por una fumigadora local con fecha de vencimiento del 03-03-2015.

Asimismo, al comercio le faltaban telas antiinsectos en aberturas que comunican al exterior (puertas y ventanas), y las que posee están mal colocadas.

Por otra parte, la caja de llaves presentaba riesgo de accidente eléctrico, presencia de cables colgantes y no poseía al momento de la inspección luces de emergencias, detectores de humo, de gas y matafuegos.

En cuanto al sistema de conducción de agua potable, los agentes observaron canillas rotas, carencia de artículos para la higiene personal (jabón y toallas), desagüe con falta de mantenimiento (rotos y sin filtro de plagas) que favorecen al mantenimiento de humedad.

Además de detectarse en un sector del salón mucho desorden con elementos extraños que no corresponden al rubro e impiden la limpieza y favorecen la nidación de plagas (mosaicos, tubos eléctricos en desuso, garrafa de 10 kg, restos de escombros etc).

Algunos alimentos estaban almacenados en bolsas negras de residuos, las cuales no aseguran que no hay denigración de elementos a los alimentos, aunque sean de primer uso.

Con respecto a los sanitarios; presentaban falta mantenimiento en el cielorraso y el pulsador del inodoro. En el del personal, falta de higiene y de rejillas en piso. Tampoco presenta certificación de limpieza de tanque, ni exhibe el análisis de potabilidad.

Ante estas irregularidades comprobadas, la Secretaría de Ambiente debió clausurar preventivamente el local gastronómico, colocándose dos fajas de clausura en la puerta de acceso al público y dejándose liberada la puerta lateral para el retiro de perecederos, elementos de valor y realizar el mantenimiento solicitado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *