«

»

Mar 08

Infraestructura y cuidado del ambiente. Provincia invierte $3 millones en el saneamiento ambiental en Curuzú Cuatiá.

Aguapey.Curuzú Cuatiá,08.03.2018.A través del Ministerio de Hacienda y Finanzas, el Gobierno Provincial -en articulación con la municipalidad curuzucuateña- avanza en la solución de la problemática generada por la existencia de un basural a cielo abierto en el acceso a la localidad y el peligro de contaminación ambiental consecuente. La cartera económica inició la intervención con el Programa de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbano. “El objetivo es mejorar la calidad de vida de la población a través de una gestión ambiental participativa y responsable para lograr el ordenamiento y la optimización de la gestión de residuos sólidos”, dijo el ministro de Hacienda y Finanzas, Enrique Vaz Torres. “La importancia de la implementación de este programa es que se intervendrá para dar solución al basurero, a cielo abierto, que está hace 40 años en el acceso a nuestra localidad”, remarcó el intendente de Curuzú Cuatiá, José Irigoyen. Mensualmente se generan 260 toneladas de residuos, de las cuales se recuperan el 60%, entre materia orgánica y materiales reciclables como cartón, papel, PET, plásticos soplados, telas, aluminio, entre otros.

Con una inversión cercana a los 3 millones de pesos, a través del Ministerio de Hacienda y Finanzas, la Provincia avanza en la ejecución de una obra de habilitación de relleno sanitario en Curuzú Cuatiá. La ejecución se enmarca en el Programa de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbano para la localidad y que forma parte del Plan Estratégico Provincial diseñado por la cartera económica correntina.

La obra se inició durante los primeros días de enero pasado, a partir de la habilitación dispuesta por el gobernador de la Provincia, Gustavo Valdés, y tras la firma de un convenio con la Municipalidad de Curuzú Cuatiá. El plan fue elaborado por la Unidad Ejecutoria Provincial de Gestión Integrada de Residuos Sólidos Urbano (GIRSU) de la UCAPFI, dependiente del Ministerio de Hacienda y Finanzas.

“El objetivo, que ha remarcado el propio Gobernador como una de las prioridades de la gestión, es mejorar la calidad de vida de la población a través de una gestión ambiental participativa y responsable para lograr el ordenamiento y la optimización de la gestión de residuos sólidos”, dijo el ministro de Hacienda y Finanzas, Enrique Vaz Torres.

“La Provincia, a través de la Unidad Ejecutora Provincial financia y ejecuta el Programa de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbano. La obra de infraestructura consiste en una primera etapa de habilitación de relleno sanitario de la Planta PlaMaRes (Planta de Manejo de Residuos), que se dedica al manejo de residuos sólidos y separación en orgánicos e inorgánicos, de Curuzú Cuatiá”, explicó el jefe de la cartera económica provincial.

“Esta obra comprende sucesivas etapas de clausura del vertedero a cielo abierto y optimización de operaciones de la Planta PlaMaRes”, agregó el ministro de Hacienda y Finanzas y coordinador general de la UEP GIRSU.

“Durante esta primera etapa del proyecto se prevé la ejecución de los trabajos de nivelación, compactación, impermeabilización y construcción de sistema de colección de lixiviados para puesta en operación de relleno sanitario cuya celda ya se encuentra construida”, adelantó Vaz Torres.

“Estas obras de infraestructura serán acompañadas por el desarrollo de campañas que permitan desarrollar hábitos en la población a fin reducir la generación de residuos y disminuir los que son enviados a disposición final con el objetivo de aumentar la vida útil del relleno sanitario y mejorar la eficiencia de las inversiones en infraestructura pública”, señaló el titular de la cartera económica. Paralelamente, se ejecutan trabajos de excavaciones para sistemas de recolección de lixiviados.

SANEAR 40 AÑOS

“La importancia de la implementación de este programa es que se intervendrá para dar solución al basurero, a cielo abierto, que está hace 40 años en el acceso a nuestra localidad”, remarcó el intendente de Curuzú Cuatiá, José Irigoyen.

“Esta situación produce una gran contaminación ambiental, con todas las graves consecuencias que esto significa. No sólo por el afeamiento de la entrada a nuestra Ciudad, sino que fundamentalmente porque atenta a la salud y a la vida misma de los curuzcuateños y el medio ambiente de la localidad”, advirtió el Intendente.

“Apenas asumimos la gestión municipal, logramos -ante la justicia- tener un poco más de tiempo para poder responder con este programa de saneamiento; ante un reclamo judicial que hizo el propietario del predio donde está este basural y que pedía el cierre de este lugar”, explicó Irigoyen

“Hemos logrado a través de la UEP GIRSU del Ministerio de Hacienda y Finanzas, y del propio Gobernador provincial, la financiación de esta obra que viene a solucionar este problema y garantizar la mejor calidad de vida”, dijo el jefe comunal.

“Necesitamos urgente este relleno sanitario. Hoy, gracias a la decisión política del anterior gobernador Ricardo Colombi y la ratificación del actual, Gustavo Valdés, con el trabajo del ministro Enrique Vaz Torres, hemos logrado avanzar con la decisión y que la obra comience”, destacó el intendente.

MÁS DE 15 TONELADAS DIARIAS

En Curuzú Cuatiá se generan 260 toneladas de residuos por mes, de las cuales se recuperan el 60 por ciento, entre materia orgánica y materiales reciclables como cartón, papel, PET, plásticos soplados, telas, aluminio, entre otros.

Diariamente, la planta de manejo de residuos PlaMaRes recibe más de 15 toneladas diarias de residuos domiciliarias sin clasificación en origen, de manera indiscriminada.

La Planta cuenta con 28 operarios trabajando en dos turnos consecutivos en una única cinta transportadora para la diferenciación de los residuos sólidos urbanos.
En este contexto y con el objetivo de mejorar la calidad de vida de la población la UEP de GIRSU del Ministerio de Haciendas y Finanzas, ejecutará la obra de habilitación y puesta en operación del relleno sanitario de la localidad.

El restante 40% que no puede ser recuperado es enviado al basural a cielo abierto localizado al oeste de la localidad a 800 metros de la Ruta Nacional Nº 119, en cercanías del acceso a la ciudad.
Esta situación genera impactos al medio ambiente y desaprovecha la capacidad de utilizar los residuos como insumos en procesos productivos que agreguen valor a los mismos y/o desperdiciando formas de generación de energía renovable que podría comprender un completamiento del sistema formal de energía que también peligra con colapsar por la demanda.

Actualmente, ya se encuentra construida la celda para el relleno sanitario, la que consiste en una excavación de 70 por 100, y de 5 metros de profundidad, faltando solamente los trabajos de nivelación y compactación de taludes y base del mismo.

Los 9.000 metros cuadrados geo-membranas para todo el módulo están adquiridas restando la contratación de mano de obra especializada para su instalación.
Se cuenta con el diseño detallado de la planta de lixiviados y se cuenta con algunos de sus componentes ya adquiridos

Todas las instalaciones complementarias del relleno sanitario están construidas y en excelentes condiciones: oficinas, vestuarios, balanza, entre otras.

ALCANCES DEL PROGRAMA.

El Programa de Gestión Integral de Residuos Urbano tiene por objeto especialmente reducir al mínimo el vertido de residuos y recuperar el máximo de materiales y de energía contenida en los RSU, como vía para proteger el medio ambiente y no malgastar los recursos naturales no renovables dentro de una estrategia de desarrollo sostenible.

En este sentido, el vertido de residuos deberá considerarse la última de las opciones a adoptar. Por lo tanto, se reducirá al máximo la cantidad de residuos destinados a vertedero. Este tipo de instalaciones de tratamiento se limitarán a los residuos para los que no exista otra posibilidad de recuperación, en línea con los planteamientos comunitarios que consideran que, a medio plazo, sólo deberían aceptarse en los vertederos los residuos no valorizables y los residuos inertes.

En consecuencia, la estrategia sobre la gestión de residuos procurará evitar el vertido y, de no ser posible, se reducirá al máximo la cantidad de residuos destinados al vertedero, especialmente mediante actuaciones en materia de prevención y valorización. Asimismo, deberá procederse a la clasificación y/o tratamiento previo de la totalidad de los residuos urbanos generados antes de su vertido, para reducir su cantidad, aprovechar los recursos recuperables (materia y energía) y eliminar los desechos peligrosos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *