«

»

Ago 06

Lo pide la ex diputada provincial Sonia López. CAMAU NO VOTES EN CONTRA DE LA SALUD DE LAS MUJERES.

Aguapey.CORRIENTES,06.08.2018. Nuestra redacción recibió de la abogada Sonia López el siguiente texto,con pedido de publicación.

“Debo poner en conocimiento que en el día de la fecha mandé un mensaje al Senador Nacional CAMAU Espínola, y quiero hacerlo público con alguna ampliación necesaria.
Señor Senador Espínola: He recibido la información de que se ha pronunciado en contra del Aborto. No veo problema en ello, ya que al no poseer Ud un cuerpo gestante nunca deberá afrontar ningún dilema ni decisión al respecto de un embarazo inesperado.

Pero Ud. es un Senador Nacional, gracias al voto mayoritario en esa oportunidad electoral, y como tal le SOLICITO respetuosamente que piense en las mujeres y personas gestantes. No solo en su Sra. esposa y las mujeres de su familia, en todas, en las cientos y cientos de mujeres que protagonizaron la campaña electoral para que Ud. sea legislador en este momento, en las miles y miles de mujeres que lo votaron, en las centenares de miles que en Corrientes dependen de su decisión y las millones de argentinas que se encuentran atravesadas por este debate parlamentario.

Hay que pensar en todas las mujeres. Si se aprueba el Proyecto de Ley de Aborto Legal Seguro y Gratuito, las mujeres que no estén de acuerdo con el aborto y no tienen ninguna situación extrema que las lleve a resolver un aborto, no tendrán ningún problema ya que la Ley no obliga a abortar a nadie, podrán vivir conforme sus convicciones morales y/o religiosas. Y las que, por distintas situaciones, y más allá de sus convicciones, se encuentran decididas a la IVE (Interrupción Voluntaria del Embarazo), podrán hacerlo en forma legal, cumpliendo los requisitos de la norma y bajo condiciones sanitarias adecuadas a su salud.

Y las instituciones religiosas podrán crecer, renovando el esfuerzo por concientizar y adoctrinar a sus fieles para garantizar los valores por lo cuales se congregan, sin la comodidad paralizante de servirse de la fuerza pública del Estado para imponer esos valores a todos y todas sin convicción propia.

Si le importa a Usted realmente la vida como ha declarado públicamente, hay que cuidar a las madres que son las dadoras de vida. Sabemos muy bien que, salvo un sector de mujeres que legítimamente han decidido no ser madres en ningún momento y circunstancia (y que también merecen nuestro respeto y cuidado), la amplia mayoría de las mujeres sin embargo que deciden hacerse un aborto son adolescentes y/o jóvenes que en un futuro no tan lejano y en otras circunstancias decidirán ser madres; O son mujeres que ya tienen hijos e hijas pequeños a los cuales debe cuidar y criar todavía.

Porque es así. Los niños y niñas solo pueden nacer de mujeres vivas y sanas. Las mujeres y las madres son las únicas vidas que podemos salvar con una Ley y Políticas Públicas. La criminalización y clandestinidad del aborto no salva ni a embriones ni a madres. No ha servido para nada desde 1912 en que fue prohibida la práctica, más que para abultar los bolsillos de quienes se benefician de esa ilegalidad aprovechándose de las mujeres. Y ha significado la muerte evitable de millares de mujeres que no pueden acceder a esos costos clandestinos.

No es cierto que las mujeres pobres no abortan y las ricas o de capas media sí. Todas abortan, de todas las clases sociales, y de todas las religiones y credos, si así lo deciden en su intimidad lo hacen, la diferencia es de clase, algunas sobreviven la práctica porque tienen dinero para ello, y otras mueren o quedan lesionadas para siempre.

Por eso es que decimos, sin dudarlo, porque es la realidad de nuestra forma de reproducción humana: La única maternidad posible, armónica y realizable es la deseada por la mujer. Fuera de ello solo tendremos violencia, desprotección y muerte evitable y ese es el Statu quo actual.

Podemos seguir así, y que nada cambie ni mejore, las instituciones religiosas estarán conformes seguramente. Y así será si Ustedes los Senadores Nacionales votan por el rechazo de la media sanción de los Diputados Nacionales. O podemos dar un paso civilizatorio hacia adelante de la Historia como los países más avanzados en materia de Salud Pública y derechos sociales.

Señor Senador: Tuve la oportunidad de conocerlo y sé que, como la mayoría de los dirigente políticos lo guía más el pragmatismo de “lo políticamente correcto” de las encuestas que las convicciones ideológicas. No es lo más adecuado para mi parecer. Pero siendo Usted así y pensando de ese modo le recuerdo que no son las instituciones religiosas las que sostienen una campaña electoral. Hoy todos ofrecen votos futuros o no votos y repudios, pero la realidad de la política sana y eficaz es que se precisa de gente con ganas de acompañar la propuesta política a favor de dirigentes que sean útiles para solucionar las necesidades concretas de los pueblos. No se ganan elecciones solo con marketing y encuestas, aunque sean necesarias, y eso lo sabemos bien los correntinos y correntinas de la oposición.”

Espero su voto a favor del aborto legal seguro y gratuito. Y sino al menos su abstención o ausencia.

Atentamente.

Dra. Sonia Lopez – Corrientes 05 de agosto de 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *