«

»

Mar 09

“No estamos negociando nada”

DESDE LA CGT REPLICARON LAS CRÍTICAS Y VOLVIERON A HABLAR DE PARO

Aguapey.Buenos Aires,09.03.2017.Los referentes de la central obrera volvieron a ubicar la protesta entre fin de marzo y principios de abril. Defendieron su estrategia pero recibieron cuestionamientos.

La conducción de la CGT ratificó su estrategia de convocar a un paro de 24 horas sin fecha, aunque la dura interna abierta en la central se mece ahora al compás de las opciones que los distintos sectores proponen para la huelga general. A pesar de las coincidencias en apuntar al kirchnerismo y distintos grupos por los incidentes con los que culminó la masiva marcha contra la política económica del gobierno de Mauricio Macri, ahora la disputa intestina de la central sindical también incluye el almanaque. “Ninguno le va a cambiar la estrategia” a la CGT, dijo Héctor Daer, uno de los integrantes de conducción cegetista y justificó la “coherencia” de no ponerle fecha al paro. En cambio, otro miembro del triunvirato de la central, Carlos Acuña, sostuvo que “el paro debe ser el 31 de marzo o 3 de abril”. “Esto con (Hugo) Moyano no pasaba y el paro hubiera sido mucho antes”, sostuvo el camionero Pablo Moyano y arriesgó que la CGT declarará un paro nacional “en los primeros días de abril”. Con una dura advertencia al triunvirato cegetista, desde la Corriente Federal, que encabeza La Bancaria, proponen que el paro se haga el 30 de marzo, en conmemoración de la “fecha histórica” de la huelga general con que la CGT enfrentó en 1982 a la dictadura.  

 

“A la CGT ninguno le va a cambiar la estrategia”, sentenció Daer. El triunviro cegetista y dirigente de Sanidad sostuvo que los gremios marcharon el martes “con una agenda clara” y “sabiendo cuál es la estrategia” de la central sindical. Una postura que contrapuso con algunos grupos que “no creen que hay que dar una instancia para que se comprenda qué es lo que peticionamos y qué es lo que nos niegan” desde el Gobierno.

Más calmo, Daer bajó los decibeles de las acusaciones que vertió sobre el kirchnerismo por los incidentes y prefirió hablar de “violentos a los que no les vamos a dar entidad”. “No eran los partidos de izquierda”, continuó Daer pero volvió a remarcar que hubo “un municipio que movilizó atrás del palco, Berazategui, una cosa rarísima”, y agregó “el kirchnerismo es algo muy grande” como para cargar sobre ese espacio las actitudes de algunos.

“No estamos negociando nada. Queremos que el Gobierno tome nota, y si no toma nota, en los mismos plazos que dijimos antes vamos a hacer un paro de 24 horas”, se defendió Daer. “Jamás hubiéramos hecho el año pasado la marcha que hicimos ayer (por el martes), porque hay una maduración en la sociedad, hay una situación donde se empezó a comprender críticamente las políticas que lleva adelante el Gobierno”, sumó el también diputado massista para rechazar con sus propios tiempos políticos los cuestionamientos por no haber precisado una fecha para el paro general. 

El estatal Andrés Rodríguez (UPCN) justificó la estrategia y evaluó como “lógico” la decisión de la CGT  de “esperar 20 o 25 días” para definir la fecha de un paro general, a fin de que el Gobierno “rectifique el rumbo de su política económico-social”.

Acuña, en cambio,  se diferenció a su manera: “En mi opinión personal, el paro debe ser el 31 de marzo o el lunes siguiente (3 de abril)”, sostuvo en una entrevista radial. Pero el sindicalista de estaciones de servicios y referente barrionuevista en el triunvirato cegetista cerró filas con sus socios. “El paro se va a hacer cuando se tenga que hacer” y “nadie dijo que no queremos hacer paro”, se defendió para luego lanzar su queja: “Está bien que muchos compañeros quieran ir al paro, pero tampoco era para hacer los desmanes que hicieron” en la movilización del martes.

El camionero y secretario gremial de la CGT, Pablo Moyano, le apuntó al kirchnerismo por los incidentes en el acto cegetista: “Se hacen los rambos cuando su gobierno fue el que más precarizó a los trabajadores”, dijo y sumó acusaciones a los choferes de “la línea 60” y a “remiseros de Ezeiza”.

Luego expuso sus diferencias con el triunvirato cegetista. “Esto con Moyano (su padre) no pasaba y el paro hubiera sido mucho antes”, remarcó y estimó que la huelga general se declarará “en los primeros días de abril”.

En un plenario de secretarios generales, la Corriente Federal -que encabezan las combativas Asociación Bancaria y la Federación Gráfica Bonaerense- fijó postura “ante el clamor de los trabajadores” por el paro. 

“Es urgente e ineludible fijar dentro del mes de marzo una fecha para el paro general de 24 horas exigiendo un inmediato cambio en la política económica y la realización de negociaciones paritarias nacionales sin  techo. Nuestra propuesta es hacerlo, por su significación histórica, el 30 de marzo”, dice el documento difundido ayer.

“El reclamo contundente de cientos de miles de trabajadores en todo el país y persistir en un supuesto diálogo que el Gobierno y los grandes empresarios condenan a la esterilidad, sólo servirá a quienes quieren deslegitimar y fragmentar a nuestra querida CGT para profundizar una situación de crítica crisis de conducción que afecta al campo nacional  y popular”, advirtieron desde la Corriente Federal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *