«

»

May 27

Obama en Hiroshima: «La muerte cayó del cielo»

DE PERDON NI HABLAR

Aguapey.Hiroshima.Japón,27.05.2016.»Tenemos que aprender de Hiroshima», dijo el presidente norteamericano durante el acto que compartió con el primer ministro japonés, Shinzo Abe, en la ciudad donde hace 71 años Estados Unidos lanzó el bombardeo nuclear que puso fin a la Segunda Guerra Mundial. Ante algunos sobrevivientes, Barack Obama, el primer jefe de la Casa Blanca en visitar ese lugar, llamó a «crear un mundo sin armas atómicas» pero evitó hablar de la responsabilidad de su país en ese hecho.

«Puede que no alcancemos este objetivo mientras yo viva. Pero con esfuerzos constantes podremos evitar la posibilidad de una catástrofe», dijo tras colocar una corona de flores blancas en el Monumento de la Paz, levantado en el lugar exacto donde cayó la «Litle boy», lanzada desde el tristemente célebre Enola Gay. Más tarde, otra similar, pero bautizada como «Fat Man» fue arrojada sobre la ciudad de Nagasaki.

Abe y Obama se acercaron hasta el monumento en el que se lee: «Que todas las almas descansen aquí en paz; pues nosotros no repetiremos el mal». Cada uno colocó una corona de flores, Abe hizo una reverencia y el estadounidense cerró brevemente los ojos. Luego se dieron la mano en señal de reconciliación.

«Hace 71 años, en una mañana brillante sin nubes, la muerte cayó del cielo y el mundo cambió», dijo Obama sobre el bombardeo del 6 de agosto de 1945. Se calcula que de los 350 mil habitantes murieron instantáneamente unos 70 mil y hasta finales de año se calcula que lo hicieron unas 140 mil. «Un destello de luz y un muro de fuego destruyeron la ciudad y demostraron que la humanidad posee los medios para autodestruirse», prosiguió.

«Recordamos a los inocentes que murieron durante esta guerra», indicó Obama en su discurso de 20 minutos. Estados Unidos y Japón aprendieron de sus errores y se reconciliaron, el mundo es responsable de que esto no se repita.

«¿Por qué venimos a este lugar, a Hiroshima?», se preguntó. «Venimos a reflexionar sobre la terrible fuerza desatada en un pasado no tan distante. Venimos a recordar a los muertos.» Aunque no ofreció una disculpa, Obama dejó claro que hay que trabajar para que no se repita un ataque como el de Hiroshima, en un discurso pronunciado tras acudir a la cumbre del G7 de este año en la ciudad costera de Ise-Shima.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *