«

»

Jun 01

Paro y “frazadazo” en Tierra del Fuego.

Aguapey.Ushuaia.Tierra del Fuego,01.06.2016.Los trabajadores petroleros de Tierra del Fuego iniciaron un paro que podría afectar la provisión de gas en el resto del país, para sumarse a las protestas en rechazo del aumento de tarifas que se expresará con una marcha junto a otros gremios, comerciantes y juntas vecinales. En ese marco, cientos de vecinos autoconvocados se sumaron a la marcha en la ciudad fueguina de Río Grande con un “frazadazo”.

El secretario gremial de los Petroleros Jerárquicos, Moisés Solorza, sostuvo que “el gas es un derecho en Tierra del Fuego, no un bien de lujo como lo plantea la Nación”. “Hoy puede ser un día muy importante, contra el tarifazo en el gas”, destacó Solorza.

Los vecinos de Río Grande se sumaron a la movilización gremial envueltos en frazadas, como símbolo para rechazar los dichos del ministro del Interior, Rogelio Frigerio, respecto de que “en la Patagonia, la gente andaba de remera porque era gratis el servicio”. Los incrementos de tarifa en Tierra del Fuego, llegaron al 2.500 por ciento en el sector comercial.

Además de la autoconvocatoria de los vecinos, la protesta fue organizada por entidades gremiales como la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) el Sindicato de Petróleo y Gas Privado y la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), entre otras, pero también cuenta con la adhesión de jubilados, universitarios y comerciantes.

En paralelo, la Municipalidad de Río Grande presentó ante los tribunales locales un recurso de amparo contra el tarifazo, acompañado por más de 26 mil firmas. El lunes, la justicia federal de Ushuaia ya falló en ese sentido.

Los manifestantes se congregaron en distintos sectores de la ciudad y después marcharon en columnas hasta la Plaza de las Américas, portando carteles y banderas con inscripciones alusivas al reclamo. “Venimos a defender a nuestra familia y a nuestro trabajo. Con estos valores de tarifa es imposible sobrevivir”, dijo un hombre acompañado de su familia, mientras participaba de la marcha. “El gas es vida”, se leía en uno de las decenas de carteles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *