«

»

Ene 05

Pueblo chico, infierno grande: Alvear dijo “basta” y se movilizó en reclamo de seguridad

Aguapey.Alvear,05.01.2015.Publicado por el portal Nueva Mirada:”10888893_437265359756246_8260977378041025980_n10378206_437264179756364_3457682007194403483_nAlvear 2También exigieron la pronta re-conexión del servicio eléctrico, ya que desde el 1º de enero distintas zonas están sin luz. Desde el pueblo hablan del desinterés de la Policía y el Municipio para tratar los casos delictivos. Está prevista la llegada del ministro de Seguridad en las próximas horas.

Vecinos de Alvear cortaron la  Ruta Nº 14 ayer a la tarde exigiendo seguridad y el restablecimiento del servicio eléctrico. Por más de 20 minutos no permitieron el avance de vehículos en la zona.

General Alvear es una localidad de alrededor de  7.926  habitantes ubicada a 445  kilómetros de la capital correntina. Un lugar donde  el  silencio y la calma de sus calles son su característica  más distintiva. Pero ayer los pobladores dijeron “basta de inseguridad” y realizaron un piquete en la Ruta 14.

En los últimos meses una escalada de hechos delictivos sacudió  la tranquilidad del pueblo  del este de Corrientes. Todo comenzó el 9 agosto cuando Mónica Ferreyra, una profesora de 56 años, fue asesinada a golpes en su casa. Se cree que fueron cuatro delincuentes los que le robaron dinero y electrodomésticos, y luego huyeron en su automóvil .  Por el hecho un grupo de vecinos y familiares ya había marchado al Edificio Municipal y la Comisaría.Actualmente sólo hay un detenido.

A 100 días de ese crimen, delicuentes ingresaron a la vivienda de un conocido productor agropecuario de la zona, Tulio Brondani. El 20 de noviembre el hombre se levantó alrededor de las 5 de la mañana y sacó su camioneta del garaje, en ese instante un ladrón aprovechó la entrada abierta e ingreso al sitio y golpeó a Brondani y su mujer, ambos ancianos. Les sustrajo dinero y escapó. A raíz del robo , Brondani permaneció varios días internado hasta que finalmente murió.

Por el crimen no hay detenidos, y en el pueblo se comenta que habrían sido un brasilero ya que hablaba en portugués.

Por otro lado, el 31 de diciembre Thelma Abrigato, de 39 años, se disponía a cerrar su negocio  cuando dos hombres, que casualmente hablaban en portugués, le exigieron que les vendiera una cerveza. La mujer les manifestó que ya había terminado el horario de atención al público. Ante la negaitva la balearon en un brazo  y apuñalaron en el abdomen a su hijo, que intentó defenderla.

A la mujer le lastimaron el hombro pero está fuera de peligro. En tanto su hijo sigue internado en Corrientes, con el intestino perforado. Los agresores lograron escapar y se estima que cruzaron a Brasil, ya que la frontera está muy cerca de la zona donde se produjo el episodio.

Al  día  siguiente del asalto al supermercado, una estación de servicio ubicada a 15 kilómetros, en La Cruz , también sufrió un ataque. Las descripciones del playero del lugar concuerdan con las del robo al supermercado. El mismo día dos personas abordaron una camionesta Ford  Eco Sport e hirieron al chofer de un balazo. Los ladrones huyeron con $8000 pesos y abandonaron el vehículo, con el que atacaron a ocupantes de la camioneta, en cercanías de Alvear. De acuerdo con las víctimas los asaltantes tenían acento paraguayo.

Lo que más enfurece a los vecinos son las escasas medidas tomadas por la Policía y el municipio.“El día del asesinato de la maestra las cámaras de seguridad, que instaló la comuna y controlaba la Policía, estaban aparentemente apagadas ”, contó un habitante de Alvear a Nueva Mirada.

Los asesinos, que  habían escapado con el auto de la víctima, abandonaron el mismo cerca del río y todos estos movimientos debían quedar registrados, pero no fue así.

En el caso del asalto al supermercado,  “un chico que desde afuera vio movimientos extraños llamó al 911 ,le contestaron que se deje de joder y le colgaron”, confirmó la misma fuente. La mayoría de los policías son jóvenes del pueblo y algunos están en complicidad con los ladrones o simplemente callan por temor a represarias contra sus familas, aseguran desde la ciudad.

El mismo  jefe de la Unidad Regional 5 de Santo Tomé, donde depende la Comisaría de Alvear, habría dicho que hay que “descabezar” a las autoridades policiales, en una reunión con la intendencia el pasado jueves.

En la marcha de ayer los vecinos pidieron que se traigan policías de otros lugares , a su vez exigieron que la Gendarmería ayude a patrullar la ciudad y a la Prefectura que refuerce la vigilancia de la costa.

“Hay mucha gente de afuera y el pueblo se fue expandiendo, hay muchos barrios en zonas nuevas y alejadas”, contaron. Además, “la gente se queja de que no haya averiguación de antecedentes, no se sabe quiénes son los que merodean. Hay un par de colombianos y  brasileros raros”.

Hoy por  la mañana está prevista la llegada de Pedro Brailliard Poccard, ministro de Seguridad de la Priovincia, para calmar las aguas.

El porblema de la luz

El jueves al mediodía Alvear se vio gravemente afectada por un fuerte temporal de viento y lluvia que dejo sin luz a toda la ciudad, restableciéndose parcialmente el servicio el domingo

Con respecto a la crisis energética que atraviesa  la ciudad fronteriza, los vecinos expresaron: “luego de la desvastadora cola de tornado que arrasara el tendido eléctrico que une La Cruz con Alvear,desde el Gobierno Provincial enviaron dos transformadores, que no llega a suplir la demanda de toda la ciudad”“La realidad es que nosotros vamos a seguir sin luz”, agregaron.

Por otra parte destacaron que “no tenemos agua, no hay alimentos frescos, lácteos, y carne. La gente va a tomar de donde se pueda y comer cualquier cosa, quizás en mal estado, porque no existe cadena de frío”.

Al cierre de la nota continuaban las tareas a la vera de la Ruta Nacional 14 para arreglar la línea de alta tensión que cayó tras el temporal /Nueva Mirada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *