«

»

Ene 19

Se rumorea que un llamado de Tato a Capitanich trajo trajo el armado del Comité de Emergencia en la Provincia.

Aguapey.Corrientes,18.01.2015.Según trascendió a través de un comunicado de prensa de los referentes del PANU por medio de varias redes sociales, gracias a un llamado del ex gobernador a Capitanich, la Nación envió ayuda y se formó el Comité de Crisis. En un texto que traza paralelismo con la crisis similar ocurrida en 1998, en la que según este, Tato Romero Feris habría actuado con total eficacia, se pone de manifiesto lo que llaman “inoperancia” tanto de funcionarios oficialistas como opositores. Además de hacer hincapié en la ausencia de Ricardo Colombi, se acentúan también un montón de falencias en el accionar gubernamental ante las inundaciones, en las carencias del Estado, pero sobre todo en los funcionarios que estarían “sólo para la foto. Finalmente y lo más destacado, es un pasaje que comienza diciendo “Jorge Milton Capitanich se enteró de la gravedad del cuadro en Corrientes, por intermedio de Tato Rome­ro Feris, el jueves cerca del mediodía”. A continuación transcribimos los pasajes más destacados del texto.

Pasajes destacados del texto

“Con Colombi y Ríos de vacaciones, Camau y Canteros ensayaron algunos pasos de ayuda, pero faltaba lo prinicipal: la experiencia y la coordinación para afrontar el drama que la imprevisión y la improvisación dejó al descubierto. Se necesitó la incursión del ex goberanador Tato Romero Feris y una comunicación telefónica con el jefe de gabinete Jorge Capitanich para que se articule, después de un mes de desinterés, una estrategia seria para afrontar la emergencia. Mucho de egoísmos partidarios, chatura y estrechez mental, y falta de generosidad en plena emergencia, deja solo funcionarios pintados para la foto, pero con una alta inexperiencia hacia el futuro”.

El helicóptero de la Pro­vincia está fuera de servicio temporalmente, el avión Citation (el más moderno, no es apto para estos me­nesteres) y sólo está dis­ponible un turbohélice Caravan que permite avis­tajes áereos. Frente a esta precariedad correspondía convocar a la Prefectura Naval, a la Gendarmería Nacional, al Ejército y de ser necesario a la Policía Federal. Un comité de cri­sis. Nada de todo eso ocu­rrió.

Hace más de una semana que el intendente de Goya (la localidad más afectada) venía pidiendo sin éxito un helicóptero para poder lle­gar a los parajes aislados por la inundación. El viernes pa­sado el Ejercito bajó un par de gomones para operar en la zona y allí estuvieron al­gunos funcionarios para la foto. Además, desde la Na­ción anunciaron que man­darán otros equipos para ayudar en la emergencia.

Según contó el vicegober­nador (a cargo de la Gober­nación), Gustavo Adolfo Je­sús Canteros, el jueves lo lla­mó la ministra de Seguridad de la Nación, María Cecilia Rodríguez, para informarse del cuadro de situación y a su vez para comunicarle que el Gobierno nacional se aprestaba a instalar un Centro de Operaciones de Emergencia en la provincia y ayudar en la emergencia. Canteros dice que pidió ins­trucciones a Ricardo Colom­bi (de veraneo, vaya a saber dónde) y éste le dio el visto bueno. Así fue como se for­malizó el vínculo para un trabajo conjunto. Corres­ponde recordar que desde Navidad hay gente peleán­dole al agua y ahora ya está sonando el chamamé.

No se trata de pincharles el gomón a los compungidos funcionarios provinciales ni nacionales (de sopetón también apareció en Goya Carlos “Camau” Espínola para bajar el bote), pero la crónica oficial tiene algunos renglones mochados. Le fal­tan datos.

Jorge Milton Capitanich se enteró de la gravedad del cuadro en Corrientes por intermedio de Tato Rome­ro Feris, el jueves cerca del mediodía. Ante de llamar al jefe de Gabinete de la Nación, el ex gobernador y dos veces intendente de la Capital se comunicó con el vicegobernador Gustavo Canteros, con la viceinten­denta de Corrientes, Ana María Pereyra (a cargo del Ejecutivo porque Ríos está de vacaciones) y a ambos les ofreció su servicio y el de sus equipos técnicos. Luego llamó al intendente Bassi (de Goya), a otros in­tato180115tendentes y también al mi­nistro Vara.

Al terminar la ronda, Tato Romero Feris advirtió que coordinar voluntades dentro de la provincia po­dría llevar tiempo, enton­ces se comunicó con el jefe de Gabinete y le expresó su preocupación por la falta de elementos y de política oficial. Capitanich se com­prometió a gestionar ayuda y en poco tiempo le devol­vió la llamada informándole que el Ministerio de Seguri­dad se ocuparía de mandar el Ejército, dos helicópte­ros, embarcaciones y que al mismo tiempo se activaban otros ministerios.

Por intermedio de Romero Feris esa buena noticia llegó al Gobierno provincial, que en su crónica a los medios declara un llamado desde el Ministerio de Seguridad de la Nación en horas de la tarde del jueves.

En su relato, el vice pasó por alto algunos detalles (sensibles), pero no reparó que estaba confesando la inoperancia doméstica: si no llamaba la Nación seguían con el tarrito de durazno achicando la inundación./HoyCorrientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *