«

»

Ago 16

Un corte de calle como reclamo

PUESTEROS RECLAMAN LA APERTURA DE UN PASEO EN LA PLAZA CONSTITUCION

Aguapey.Buenos Aires,16.08.2016.Más de medio centenar de puesteros que alquilan locales en el Paseo de la Estación, se encontraron con que los locales habían sido cerrados pese a haber pagado el alquiler. Cortaron en protesta Juan de Garay y Lima.

Más de medio centenar de puesteros del Paseo de la Estación, en el barrio porteño de Constitución, cortó ayer por la tarde las calles Lima y Juan de Garay, en el acceso a la Plaza Constitución, después de encontrarse con que el predio permanecía cerrado –no les habían permitido el acceso el domingo–, sus mercaderías retenidas y sin explicaciones de parte de Crizzel, la empresa concesionaria de los espacios, según denunciaron los manifestantes.

El domingo por la mañana, los puesteros llegaron al predio para acceder a los locales que con distintas modalidades alquilan –pago diario, semanal o mensual– y se encontraron con las puertas cerradas, a pesar de que el sábado, a los que les correspondía pagar, les cobraron los respectivos alquileres.

La empresa responsable del lugar decidió no permitirles el ingreso y les comunicó, mediante un simple volante, que por razones de fuerza mayor se veían obligados a cerrar el lugar. “Nos cerraron las puertas y no nos dieron explicaciones de por qué no nos dejan entrar, sólo nos dieron un teléfono para comunicarnos y en el que nadie responde”, dijo uno de los puesteros que llegó de Senegal y después de trabajar como vendedor ambulante en diferentes barrios de la ciudad, consiguió alquilar un puesto como monotributista. A medida que fueron llegando al lugar, el mismo domingo, se manifestaron reclamando una respuesta de los dueños del paseo.

Por su parte, según versiones policiales, los puesteros “no cumplían con los requisitos que impuso el Gobierno de la Ciudad y la dueña decidió no abrir para evitar que clausuren”. La versión contrasta con la que dieron los puesteros a este diario al afirmar que están en regla y pagan los impuestos que corresponden.

Ayer, al encontrarse ante la misma situación y buscando una respuesta, decidieron cortar las calles Lima y Juan de Garay, en el acceso a la Plaza Constitución, además de radicar en la comisaría 16ª más de medio centenar de denuncias por la retención de la mercadería. Además, reclamaron “un trabajo sin explotación. A los altos costos de los alquileres hay que agregarles irregularidades en la facturación”, denunció uno de los manifestantes, en relación al monto que figura en los recibos de los alquileres, que no se corresponde con el monto real pagado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *