«

»

Jun 11

Washington autorizó a seis empresas para volar hacia Cuba

Aguapey.Washington.EE.UU.,10.06.2016.3716205247_919696f1d9El Departamento de Transporte de Estados Unidos informó que las líneas aéreas que se beneficiarán del permiso de realizar vuelos regulares serán American Airlines, Frontier Airlines, JetBlue Airways, Silver Airways, Southwest Airlines y Sun Country Airlines.

Los vuelos partirán de cinco ciudades estadounidenses (Miami, Fort Lauderdale, Chicago, Minneapolis y Filadelfia) hacia nueve destinos en Cuba (Camagüey, Cayo Coco, Cayo Largo, Cienfuegos, Holguín, Manzanillo, Matanzas, Santa Clara y Santiago de Cuba).

«El año pasado, el presidente Obama anunció que había llegado la hora de ‘empezar un nuevo viaje’ con el pueblo cubano», afirmó el secretario estadounidense de Transporte, Anthony Foxx, en un comunicado.

Resaltó que se cumple así la «promesa con el relanzamiento de un servicio aéreo regular después de más de medio siglo».

Según el acuerdo divulgado por el Departamento de Transporte, cada país puede operar hasta 10 vuelos de ida y vuelta diarios entre Estados Unidos y cada uno de esos nueve aeropuertos cubanos hasta un total de 90 vuelos al día.

A más largo plazo, ambos países contemplan también la autorización de hasta 20 vuelos diarios de ida y vuelta entre EEUU y la ciudad de La Habana, si bien esa decisión se adoptará en los próximos meses.

El pasado febrero, los dos gobiernos firmaron en La Habana un memorando de entendimiento sobre aviación civil que incluye rutas regulares directas por primera vez en más de 50 años, que estarán operativas a partir del próximo otoño.

Desde el anuncio del restablecimiento de relaciones entre ambos países formulado por Obama y el presidente cubano Raúl Castro en diciembre del 2014, el mandatario estadounidense ha flexibilizado las restricciones al comercio de algunos bienes y los viajes que pueden realizar los norteamericanos dentro de 12 categorías, como congresos, cultura, negocios, entre otras.

Sin embargo, aún sigue vigente el bloqueo económico comercial y la prohibición del turismo a la isla, que solo se pueden levantar con la autorización del Congreso estadounidense.

Por su parte, el congresista republicano Tom Emmer, de Minnesota, también reconoció anoche ante la audiencia reunida en el Centro Internacional Meridian de Washington, el apoyo mayoritario de los estadounidenses al levantamiento del bloqueo a Cuba y al restablecimiento de relaciones entre La Habana y Washington.

Emmer subrayó, citado por la agencia cubana Prensa Latina,que «en este momento ya la cuestión no es que si se levantan las medidas contra Cuba, sino cuándo sucederá».

La autorización a las aerolíneas estadounidenses evidencia lo absurdo del mantenimiento del bloqueo establecido en 1962, aseguró al respecto James Williams, presidente de Engage Cuba, un grupo que aboga tanto por el levantamiento del embargo como por la libertad de viajes a la isla.

«No tiene sentido que los estadounidenses puedan reservar un vuelo a Cuba, mientras la política todavía lo impide: es una reliquia de la Guerra Fría y es hora de que el Congreso actúe para acabar con esa prohibición», enfatizó Williams.

Los candidatos presidenciales Hillary Clinton (demócrata) y Donald Trump (republicano) han dado luz verde al proceso de reanudación de relaciones entre Cuba y Estados Unidos, más allá de las críticas mutuas que se endilgan sobre éste y muchos otros temas.

Entre las principales figuras políticas que se oponen al restablecimiento de vínculos entre los dos países, destacan los senadores de origen cubano Marco Rubio (Florida) y Ted Cruz (Texas).

Según el asesor presidencial estadounidense, Ben Rhodes, la reanudación de relaciones entre ambos países es «irreversible».

«El quid de la cuestión es que el pueblo estadounidense y el pueblo cubano, abrumadoramente, quieren que esto suceda», resaltó en declaraciones que publica hoy el diario The Washington Post.

El funcionario de la Casa Blanca recordó que una gran mayoría del público estadounidense, de acuerdo con una amplia gama de encuestas de opinión, estaba a favor de la restauración de las relaciones mucho antes de que ocurrieran.

Recientes sondeos indican que más del 70 por ciento de los norteamericanos apoyan el levantamiento de las restricciones impuestas por el bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos a Cuba hace más de medio siglo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *