«

»

Ago 28

Zambrano asumió la presidencia ratificada en el Centro de Jubilados

Aguapey.Corrientes,27.08.2016.Este viernes 26 conforme a las Resoluciones 16 y 19 del Consejo Directivo del Centro de Jubilados y Pensionados de la Provincia de Corrientes tuvieron lugar las Asambleas Ordinaria y Extraordinaria de Delegados Congresales en la sede de la institución. En ambas reuniones, los congresales declamaron la “soberanía de sus decisiones” defendiendo lo actuado el 23 de marzo por el cuerpo que integran. Por mayoría, en votación nominal, se rechazó el llamado a elecciones del próximo 5 de noviembre, se ratificó la aprobación del balance del año 2015 y se completó el proceso electoral truncado con la aprobación de la lista proclamada por la Junta Electoral. Seguidamente tomaron posesión del cargo las nuevas autoridades. Tres veedores presenciaron los Congresos y deberán remitir un informe a la jueza interviniente

Las convocatorias fueron hechas a instancia del requerimiento judicial en la causa “Solís de Zambrano, María de las Mercedes c/ Estado de la Provincia de Corrientes – Inspección General de Persona Jurídica s/ Medida Cautelar Previa” por Resolución 102 del 27 de junio. En la manda judicial, la titular del Juzgado Contencioso Administrativo 2, María Belén Güemes, dispuso la continuidad de los órganos societarios del Centro de Jubilados a los fines de considerar el balance general del ejercicio 81 (2015), convocar a elecciones y elegir Junta Electoral.

Dando cumplimiento a lo ordenado por la jueza el Consejo Directivo convocó a Asamblea Ordinaria y Extraordinaria a los Delegados Congresales para este viernes a la mañana. En ambas reuniones, los congresales declararon el carácter “soberano” del cuerpo por ser el máximo órgano de gobierno de la institución cuyas decisiones obligan a los demás órganos estatutarios.

En el orden del día del Congreso Ordinario, además del balance, se preveía la puesta en consideración del convenio suscrito por las partes en litigio, pero teniendo en cuenta que con fecha posterior a la convocatoria la magistrada rechazó la homologación del mismo; este punto no fue tratado.

En relación a la Memoria y Balance se subsanó la objeción de no haberse leído de conformidad al art. 35 del Estatuto en la Asamblea anterior, el detalle de los emolumentos de cada uno de los integrantes de la Comisión Directiva. Asimismo se aclaró que esos gastos de movilidad,  representación y viáticos estaban consignados por escrito en el Anexo 3 del documento contable  aprobado unánimemente en el mes de marzo, cuyas copias habían sido remitidas a cada uno de los congresales 30 días antes y del que no hubo notificación de observaciones por el órgano de contralor hasta el día 4 de mayo cuando so pretexto de esa falta se designó a una Comisión Normalizadora desplazando a las autoridades en ejercicio.

“Debemos declarar la soberanía de la Asamblea que en marzo aprobó de manera unánime este mismo Balance. Un error formal fue la excusa para una amañada intervención o veeduría. No somos criaturas para que nos traten como tales, somos personas mayores que ya resolvimos todo esto. No podemos permitir cualquier injerencia política. No se puede aprobar algo que ya fue aprobado”, expresó uno de los congresales por la Capital. Por su parte, un delegado del interior entendió que era innecesario declarar soberana la Asamblea ya que esa condición es inherente a la propia naturaleza del cuerpo.

Tras las intervenciones de los congresales y habiendo subsanado la observación del artículo 35 del Estatuto se sometió a votación nominal el Balance del ejercicio pasado, siendo reaprobado por unanimidad.

Con el mismo espíritu de ratificar lo actuado el 23 de marzo, en la Asamblea Extraordinaria celebrada a continuación, se insistió con la soberanía total y plena del cuerpo. Por mayoría en votación nominal los delegados rechazaron la convocatoria a elecciones del 5 de noviembre que había resuelto el Consejo Directivo en consonancia a la orden judicial. Fundamentaron el rechazo en el entendimiento que el proceso electoral ya se había cumplido en legal tiempo y forma, que se había presentado una sola lista y que únicamente restaba concluirlo.

Se mocionó para completar el trámite con la aprobación de la lista proclamada el 27 de abril por la Junta Electoral encabezado por la Dra. María de las Mercedes Solís de Zambrano como Presidente y el Cdor. Ramón Simón como vice.

“Rechazamos la convocatoria a elecciones porque ya se hizo, no corresponde hacer todo de nuevo. Se presentó una sola lista que fue proclamada por la Junta Electoral, y esas son las autoridades que deben asumir. No es lógico convocar a una nueva elección cuando hubo un proceso que nunca se impugnó” manifestó un congresal agregando que aquellos que tienen objeciones tampoco se hicieron presentes hoy para expresar su punto de vista.

Finalmente se votó para que se accione civil, penal y administrativamente contra los responsables de la Resolución 25 de la Inspección General de Persona Jurídica, por el grave perjuicio que ocasionó a la institución. Esa medida del 4 de mayo fue la que nombró a una comisión normalizadora desplazando a todos los órganos societarios. La iniciativa fue aprobada por aclamación de los presentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *